01 astillero FaceBook Envía un e-mail Premios y galardones Foro Acercamadera 07 08 09

 

 

 

Índice del artículo

 

Tras el secado del tinte de la parte interior del modelo, procedemos a realizar el "decapé" propio en embarcaciones de mucho uso; con lija muy fina con soporte de esponja que ayuda a llegar a todos los rincones

 

Repasamos todo el casco para darle la primera imprimación y previamente una mano de tapa poros; pero antes deberemos de ultimar los herrajes que tiene el modelo.

 

En la Dársena tenemos chapas de latón de varios grosores, en la imagen de 1, 2 y 4 décimas de milímetro

 

Y los guardamos en "carpetas" de contrachapado por lo delicado de las chapas de 1 y 2 décimas y para evitar los cortes en las aristas vivas de este material

 

Comenzamos con los herrajes de la puerta de la cámara de proa, esta consta de dos bisagras, una cerradura y un tirador.

Para las bisagras usaremos estas piezas que venden ya hechas y restos de otras construcciones anteriores.

También podemos ver dibujado en la puerta el lugar donde van las bisagras y la cerradura, y en el caja distintos tipos de clavos de 5 a 8 décimas de grosor, y otros elementos ya pavonados en negro.

 

En el tas ponemos la piezas completamente planas

 

Pegamos las tres piezas

Con este ciano que es algo espeso, pero no pone que sea gel

 

En las pinzas el clavo que pondremos en las bisagras, y en el BTMU vemos varios elementos del barco así como elementos de ferretería; como la cadena de la "orelha"

 

Puerta en su sitio, de la que retiraremos el tirador para poder pintar el frente y una vez hecho lo repondremos.

 

Es el momento de hacer las bisagras del banco de arbolar, en esta ocasión las haremos practicables para poder izar y arriar el "mastro" tal como se hacía en la realidad.

 

De la chapa de 2 décimas cortamos una tira de 3 mm., marcándola con un compás de puntas, regla metálica y cuchilla bien afilada. Con la tijera queda con muchas marcas o picos en su aristas, así como presentar un corte de ancho irregular.

 

El clavo de latón es de una caja de colgar cuadros de Ikea.

 

Tomamos la tira de la chapa de latón, y con un alicate de puntas redondas (cónicas) se empieza a realizar el "tubo" de la bisagra, se remata con otro alicate de puntas cuadradas alrededor del clavo.

 

Preparación para la soldadura, en la imagen podemos ver:

 

 

Piedra porosa soporte de la soldadura, no toma calor y es propia de uso en joyería; hilo de plata; Flux, ácido limpiador; vaso con agua para enfriar y finalmente mini soldador.

Este último es de uso en cocina, pero es perfecto para estas pequeñas soldaduras, y se pude adquirir por menos de 15 €.

 

Elementos importantes son unas pinzas de puntas de precisión, pincel para "mojar" con el Flux y la "viruta" del hilo de plata; porque en esto menos es mas.

 

En la imagen vemos:

1º que la pieza esta conformada para que el tubo se cierre sobre la chapa

2º gota de Flux en la arista a soldar

3º viruta de hilo de plata

 

Veamos el proceso en este vídeo

http://www.youtube.com/watch?v=yCpOtjkg5zU

En el segundo 2 el calor hace explotar el líquido del Flux, en el 5 la chapa toma calor, y en el 6-7 de manera súbita la viruta de plata corre por toda la arista a soldar. El resto del vídeo es la toma de la pieza para enfriar y poner sobre papel para secar.

Toda la operación se hace con una sola mano ya que la otra sujeta la cámara.

 

 

Recortamos a media caña los tubos de las piezas que conforman las bisagras, comprobamos que el tubo no se ha cerrado insertando el clavo; hecho esto cortamos el clavo a la medida y queda como eje de la bisagra.

Es el momento del pavonado de los elementos en Selenio, "patina química" siempre con las máximas precauciones y aireación del lugar.

 

A la izquierda el baño en selenio, donde se ve el tono negruzco que adquieren las piezas por oxidación del latón. A la derecha agua para parar la reacción química por lavado de las piezas.

 

No conviene usar pinzas de calidad en el trasvase de piezas de un vaso al otro, para que no se estropeen, en la imagen podemos ver un palillo que usaremos para ello.

 

Resta secar, limpiar el residuo (carboncillo) del latón, presentar y pegar las bisagras en su sitio, taladrar para inserción de los clavos y finalmente tenemos la pieza realizada.

 

Y al ser practicable podemos abatir el "mastro" junto al banco de arbolar.

 

En principio pensamos en dejar este banco al "natural" teniendo en cuenta cómo ha quedado; pero tampoco se descarta que finalmente se pinte según lo requiera la estética del modelo.